Oeste Platense
viernes 19 de enero de 2018 - Edición Nº2063
ROMERO

El temporal causó prolongados cortes de luz y dañó varios semáforos

17 dic 2017 - Según los datos oficiales las ráfagas alcanzaron los 85 km/h

Un temporal de lluvia y vientos huracanados que por momentos alcanzaron velocidades de 80 k/h sacudió anoche a la región y causó importantes destrozos en viviendas, vehículos y semáforos. Como resultado, durante casi 20 horas, miles de usuarios del servicio de energía eléctrica estuvieron a oscuras, principalmente en Abasto, Lisandro Olmos y San Carlos.

Uno de los momentos de mayor tensión se vivió en 520 y 208 cuando la estructura de un semáforo cayó sobre el rodado de un vecino. Por fortuna no hubo que lamentar heridos.

Asimismo sobre las avenidas 520 y 44 numerosos semáforos quedaron torcidos productos de los fuertes vientos. Para los vecinos se trata de un problema que se repite ante cada tormenta y que deja en evidencia que tales estructuras son endebles y no están preparadas para las condiciones meteorológicas que desde hace años presenta la ciudad.

En el Gran La Plata la panorama fue de decenas de árboles caídos y viviendas, locales comerciales y establecimientos escolares con voladura de techos, como ocurrió en una escuela primaria de 8 y 38 y en el colegio de Berisso "Nuestra Señora del Perpetuo Socorro".

En el Bosque y distintos puntos de la Ciudad árboles de gran altura y ramas de porte fueron desprendidas y causaron anegamiento de calles.

En ese marco la Municipalidad desplegó un operativo con más de 50 cuadrillas para asistir y despejar los puntos afectados.

Los vientos y los desprendimeintos de la vegetación dañaron los tendidos eléctricos y desde anoche la flota de Edelap trabajaba al máximo de su capacidad para el restablecimiento del suministro en las localidades afectadas.

Según informó la compañía, las áreas más afectadas eran City Bell, Villa Elisa y localidades del cordón frutihorítcola como Abasto, Arturo Seguí y Lisandro Olmos.

En el transcurso de la jornada el servicio fue restableciéndose en forma paulatina.

De acuerdo a los datos aportados por la Dirección de Hidrometeorología de la Comuna, a las 6 AM de hoy “culminó el nivel de riesgo ‘amarillo’ y las condiciones mejoran gradualmente en la mañana. Para este domingo se espera una temperatura mínima de 14 y máxima de 24 grados”.

En tanto, se precisó que durante la madrugada “se registraron precipitaciones fuertes a muy fuertes en diferentes sectores de la ciudad, acumulando de 20 a 32 mm. Las ráfagas máximas fueron de 82 km por hora a las 22:25, y sostenidas de 40 a 60 kmh”.

En ese marco, el Municipio dispuso desde este sábado un operativo de monitoreo y prevención, tendiente a relevar el comportamiento del tiempo y prevenir eventuales inconvenientes asociados a las precipitaciones y ráfagas de viento.

En ese contexto, se definió la suspensión de los grandes eventos masivos previstos para la jornada de ayer con motivo de prevenir cualquier incidente asociado a la tormenta y se desplegó un operativo para relevar objetos externos a las viviendas, ramas de árboles con riesgo de caída, sumideros y su buen funcionamiento, junto al recorrido y relevamiento de los arroyos.

Al mismo tiempo, unas 50 cuadrillas de operarios municipales dependientes de laSecretaría de Espacios Públicos, Secretaría de Gobierno, Obras Públicas y Centros Comunales, desplegaron un operativo para atender los llamados de los ciudadanos, ante inconvenientes registrados por las ráfagas de viento registradas.

“Se recibieron unos 170 llamados a las vías de contacto del 147 de Atención Vecinal y el 103 de Defensa Civil, en su gran mayoría productor de árboles, ramas de gran porte y postes de luz que habían cedido o estaban al borde de caer producto de las intensas ráfagas de viento”, se precisó desde Defensa Civil.

Al respecto, el Secretario de Espacios Públicos y Gestión Ambiental, Marcelo Leguizamón, detalló que “desde la madrugada se está trabajando intensamente para atender los llamados. En total tenemos registrados más de 130 árboles y ramas de gran porte caídos por el temporal”.

Informó que “se continuará trabajando durante toda la jornada, con el objetivo de liberar inicialmente las calles y avenidas, garantizando el libre tránsito vehicular”, y remarcó: “es importante que los vecinos no intenten remover los objetos por sus propios medios, ya que hay cables y postes de luz caídos, que pueden poner en riesgo su vida”.

Se recordó que en casos de emergencias los vecinos podrán comunicarse al 911 y al 103 de Defensa Civil. Como línea de atención al vecino, en casos de reclamos o pedidos, permanece en funcionamiento el 147.

En el operativo los agentes municipales se encuentran trabajando en conjunto con las cuadrillas de la empresa de energía eléctrica EDELAP, quien trabaja en reestablecer el servicio en diversos puntos del Partido que sufrieron interrupciones producto de la caída de cables y postes de luz.

En ese marco, se recordó que las vías de comunicación con la empresa EDELAP son el 0800-222-3335; o enviando un SMS al 23335.

Comentarios

Más noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias