PolíticaSocialesEl mundo

La ONU y la UE condenaron el "excesivo uso de la fuerza" en Colombia

Tras siete días de protestas en calles de diversas ciudades de Colombia, organizaciones internacionales como la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Unión Europea (UE) condenaron la represión de la Policía y del Ejército contra los manifestantes.

"La UE condena los actos de violencia, que apuntan contra los derechos legítimos a manifestarse, a la libertad de reunión y de expresión. Es muy importante que se respeten estos derechos", dijo el portavoz del Servicio Europeo de Acción Exterior, Peter Stano.

El hombre también pidió poner fin a la escalada de la violencia y expresó la "confianza" de la UE en las instituciones colombianas para "investigar y llevar a la cárcel a los responsables de cualquier abuso y violación de los derechos humanos". A la par con la UE, la Oficina de la ONU para los Derechos Humanos también denunció un "excesivo uso de la fuerza" desde Ginebra (Suiza).

Las fuerzas de seguridad "utilizaron munición real, golpearon a manifestantes y hubo detenciones, en el contexto de una situación tensa y volátil en la que algunos participantes en las protestas también han sido violentos", añadió Marta Hurtado, portavoz de la oficina dirigida por Michelle Bachelet.

 

ALERTA 

En la noche del 3 de mayo, las redes sociales colombianas fueron inundadas con mensajes de alerta por la irrupción armada de la fuerza pública en varios sectores de Cali, una de las ciudades más activas durante las protestas que iniciaron el 28 de abril que en un principio exigían el retiro de la reforma tributaria propuestas por el presidente Iván Duque. José Miguel Vivanco, director ejecutivo para las Américas de Human Rights Watch, cuestionó abiertamente la capacidad del cuerpo antimotines ESMAD de irrespetar los derechos humanos.

En tanto, la Oficina de Washington para Latinoamérica (WOLA), otra ONG para la investigación y la defensa de los derechos humanos en las Américas se dirigió directamente al presidente colombiano Ivan Duque y apuntó que "debe desescalar las tensiones, detener la violencia y fomentar el diálogo con un grupo representativo de manifestantes".

Hasta el momento, ningún jefe de Estado se ha referido a la situación en Colombia, aunque algunos representantes políticos internacionales sí se sumaron a las voces que piden parar la violencia contra los manifestantes.

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en: Política