El paísActualidad
CAPITAL FEDERAL

Le otorgaron prisión domiciliaria a un hombre para que cuide a su hijo

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal otorgó la prisión domiciliaria a un hombre para que cuide a su hijo, al considerar el “interés superior del niño”, ya que la madre del menor, según informes médicos, padece un “delicado estado de salud mental”.

 

Marcelo Colombo, el fiscal que dictó el fallo.

 

Fuentes judiciales confirmaron que el beneficio fue concedido porque la progenitora del niño padece, desde 2019, un “cuadro psico-afectivo con ataques de pánico que la paralizan para actuar y conducirse normalmente”.

La salud de la madre generó, a su vez, un “cuadro de angustia y afección psicológica del niño” que, de acuerdo con la defensa, “se agravó en las últimas semanas” debido a la ausencia de un adulto que pueda asistirlo adecuadamente, lo que lo pone en situación de “vulnerabilidad” y “desamparo”.

La madre, en coincidencia con el pedido de su ex pareja, manifestó que no puede cuidar al pequeño y el sufrimiento del menor se debe a la ausencia paterna en el hogar.

Según el fallo del TOCF, el hombre, condenado a cuatro años de prisión por explotación económica de la prostitución ajena, cumplirá la prisión en un inmueble del barrio Villa Real de esta capital, con un dispositivo electrónico para que puedan monitorear su ubicación.

La resolución aclaró que el detenido “no podrá salir de su domicilio”, salvo “una situación de salud que requiera urgente atención” y que, en ese caso, deberá “justificar su ausencia del domicilio mediante un certificado médico”.

El TOCF 3 ponderó el dictamen de un defensor de menores según el cual “el niño está cursando su primera infancia”, y marcó que su desarrollo “en un ambiente de felicidad, amor y comprensión resulta en definitiva lo que a futuro va a determinar su normal desarrollo evolutivo”.

El fiscal Marcelo Colombo, quien ante pedidos similares se había opuesto a la prisión domiciliaria, opinó ahora a favor por ser una “situación excepcional con un importante impacto en la vida del niño, en sus rutinas habituales y en su salud, que lo ponen en una situación de vulnerabilidad crucial que afecta su normal desarrollo”.

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Mas en:El país