Facebook

DestacadaEl paísImagen AbajoSin categoríaSociales
ESCÁNDALO

"Ni la convivencia, ni el matrimonio pueden ser utilizados como impedimentos": la justicia sanjuanina evitó un aborto legal

Ayer transcendió la noticia de que, finalmente, el hombre de San Juan que quería evitar que su ex pareja se hiciera un aborto logró su cometido cuando la Justicia Civil de dicha provincia ordenó suspender la realización de la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE). La decisión se tomó en respuesta a la medida cautelar presentada para impedir que se practique el procedimiento.

Este fallo inédito contradice directamente el principio de autonomía de la persona gestante establecido por la Ley 27.610. Para los tres magistrados responsables de este dictamen, jueces de la Sala III de la Cámara Civil Provincial, al haber un matrimonio de por medio "los cónyuges se comprometieron a desarrollar un proyecto de vida en común".

Según los tres hombres, la decisión necesitaría "de la confluencia de ambas voluntades". Los magistrados solicitaron a la mujer que, por el plazo de 72 horas, "se abstenga de realizar cualquier práctica que tienda a interrumpir el embarazo hasta tanto la cuestión de fondo sea resuelta”, argumentando que sobre el progenitor pesa una "presunción de paternidad".

"El fallo muestra la resistencia y negación de la sociedad patriarcal, expresado esta vez a través del ejercicio del poder estatal por tres varones jueces, a respetar el derecho a la autonomía de las mujeres sobre nuestros cuerpos", explicó a este medio Flavia Centurión, abogada y presidenta de la ONG Las Mirabal.

Para la letrada, este dictamen se trataría de un rechazo a asimilar y entender que los varones no son los dueños de las mujeres. "Judicializar los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres es cuestionar la autonomía sobre nuestros cuerpos que la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) reconoce expresamente", aseguró.

 

UNA DECISIÓN DE LAS MUJERES

"La autonomía significa autodeterminación, esto es que la mujer decide unilateralmente, la continuidad o no de una gestación y que no hace falta ninguna opinión o expresión de voluntad ajena a ella para efectivizar lo que decidido", manifestó Centurión.

Asimismo, la referente feminista se refirió al hecho de que los jueces de la Cámara Civil de San Juan argumentaron su decisión en el hecho de que el presunto padre se encontraría unido en matrimonio con la mujer gestante.

"Al respecto, cabe precisar la Ley de IVE no establece como como requisito para el acceso al aborto un determinado estado civil, por lo tanto un fallo de jerarquía inferior a la leyes no puede bajo ningún punto de vista restringir el acceso al derecho basado en el estado matrimonial de la mujer. De quedar firme, el fallo sentaría el precedente que establecería que las mujeres casadas deben pedir permiso a sus maridos para abortar", cuestionó.

Esto reviviría la típica institución matrimonial patriarcal donde el jefe de familia, el marido, decide lo que puede o no hacer la mujer, lo cual "es un escándalo jurídico desde el punto de vista de nuestros derechos constitucionales. Hoy el matrimonio no es para las mujeres una cesión del derecho sobre nuestro cuerpo a favor de la persona con quien nos casamos".

Dejanos tu comentario