Facebook

El paísImagen ArribaImagen CentradaPolítica
IGUAL QUE JUNTOS POR EL CAMBIO

Sorpresa: la izquierda no votará el impuesto a las grandes fortunas

Con el argumento de que la iniciativa del Frente de Todos busca encubrir un presunto ajuste ordenado por el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Frente de Izquierda anunció que se abstendrá de votar el impuesto a las grandes fortunas.

El proyecto de ley de aporte solidario para grandes fortunas, que prevé una contribución única de sobre los patrimonios superiores a los 200 millones de pesos, se tratará el próximo martes y, si bien hay un amplio consenso con los distintos bloques, la izquierda decidió que se abstendrá. Según argumentaron, la medida apunta a cubrir un supuesto ajuste ordenado por el FMI, es por ello que defenderán un texto que presentaron desde su espacio.

Según explicó el diputado del Nicolás del Caño a El Parlamentario, “un impuesto a las grandes fortunas no puede ser utilizado para cubrir el ajuste del FMI»Sobre esto, agregó: «Las bancadas de la izquierda presentaron en abril un proyecto propio, pero parte de una orientación diametralmente opuesta a la que está llevando adelante el gobierno de Alberto Fernández. En el mismo momento que anuncian la liquidación del IFE para casi 10 millones de familias necesitadas, un nuevo robo a los jubilados con la movilidad desenganchada de la inflación y tarifazos desde enero, se trata un proyecto que le otorgaría a los sectores populares un pequeño porcentaje de lo que le están sacando con el ajustazo en curso”.

En consonancia con su compañero, Romina del Plá indicó: “El ‘aporte solidario’ de las grandes fortunas propuesto, después de siete meses, viene a encubrir que en este momento se toman todas las medidas del Fondo Monetario: robo de la movilidad jubilatoria mediante otro decreto en diciembre y una fórmula divorciada de la inflación que recrudece, se anula el IFE, se suben las tasas de interés y se le ofrece al FMI un presupuesto de ajuste«.

En este marco, pese a no contar con el apoyo del FIT ni de la mayor parte de la banca de Juntos por el Cambio, el Gobierno del Frente de Todos prevé aprobar el proyecto la semana entrante.